Pacientes con asma en Colombia estarían en riesgo por sobreuso de SABA

CONSULTORSALUD presenta en este artículo la información más reciente sobre el consumo de inhaladores SABA en Colombia y otros datos sobre el manejo del asma
preventa-extendida - Congreso Nacional de Salud
EXTENDIMOS PREVENTA HASTA EL 30 DE JUNIO

Recientemente, se conocieron los resultados de la encuesta Patient Survey Pharmacy Colombia que demuestran los patrones de uso de Beta Agonistas de Acción Corta (SABA) en la población que adquiere dicho medicamento a nivel nacional, a pesar de las recomendaciones internacionales que se han dado sobre estas sustancias y los riesgos que representan para los pacientes con asma.

En la encuesta participaron 30 farmacias independientes, ubicadas en distintas zonas de Bogotá D.C., Medellín, Cali y Barranquilla que realizaron el cuestionario a 140 de sus usuarios. En este grupo de ciudades, la capital del país registró la mayor cantidad de participantes (36%).

Artículo relacionado: ¿Por qué el asma es un problema de salud pública?

Dentro de los resultados demográficos reflejaron que el uso de SABA es más común entre las mujeres, representadas en más de la mitad de los encuestados: 64%; el porcentaje restante, 37%, equivale a los hombres interrogados. Cabe mencionar que se trata de una tendencia generalizada, sin cambios en las distintas ciudades elegidas.

Días
Horas
Min.
Seg.

25% DESCUENTO

Ver tickets y ofertas para grupos.

40% DESCUENTO

Exclusivo para suscriptores ORO

100% DESCUENTO

Exclusivo para suscriptores Diamante

En lo que respecta a los usuarios de SABA en Colombia, se identificó a los adultos entre 46 y 55 años como los principales consumidores de esta alternativa terapéutica (29%), seguidos por los adultos mayores de 55 años (26%). Los adultos jóvenes entre 18 y 25 años son los que menos utilizan este producto como tratamiento para la enfermedad respiratoria.

Le puede interesar: Uso de SABA deja de ser la opción principal para el tratamiento del asma

Monoterapia con inhaladores SABA predomina en el país

Pero, uno de los hallazgos más alarmantes demuestra que el uso de SABA en Colombia no se restringe únicamente al asma, también se ha extendido para el manejo de otras condiciones respiratorias que se manifiesten con síntomas parecidos. En particular, este fenómeno fue mencionado por el 70% de pacientes de Cali y el 52% de encuestados en Bogotá. No obstante, a nivel general, el 58% de participantes de la encuesta utiliza SABA para el tratamiento de la condición respiratoria referida.

Otros datos presentados en la encuesta Patient Survey Pharmacy Colombia evidencian que los beta-agonistas de acción corta continúan siendo prescritos como monoterapia, a pesar de que han sido desaconsejados por el alto riesgo de exacerbaciones o de mortalidad en los pacientes. Hoy en día, según este análisis, el 60% de encuestados controla su enfermedad con esta alternativa terapéutica; aunque se desconoce si han sido informados sobre las tendencias en los tratamientos que recomiendan expertos en asma (GINA, por ejemplo).

Le puede interesar: Fin a la emergencia sanitaria por covid-19 en Colombia

Relacionado con lo anterior se encuentra la compra de inhaladores como una acción planeada por los usuarios, lo que podría ser un indicador de automedicación con estas sustancias. En ese sentido, el 86% de usuarios adquirió un inhalador SABA al término del producto anterior, un 9% expresó que la compra se debía a la ausencia del rescatador/aliviador SABA en un momento necesario y para el 8% era la primera compra de este insumo terapéutico.

En la mayoría de los casos (61%), los participantes consultaron con un profesional antes de comprar el inhalador SABA, 83% de ellos residentes en Medellín. Aunque en todas las ciudades ciertos compradores omitieron la opinión del especialista, el mayor porcentaje de usuarios que no lo considera como un requisito necesario se ubicó en Barranquilla (50%) y Cali (43%).

No olvide leer: OMC: Acuerdan suspender durante 5 años las patentes de las vacunas anticovid

Adicionalmente, la encuesta Patient Survey Pharmacy Colombia consultó sobre otro tema de interés para los especialistas en asma: el número de dispositivos utilizados por cada paciente. En el país, al momento del cuestionario, el 30% de encuestados mencionó que había comprado entre uno y dos inhaladores SABA en el último año, lo que significa que se mantienen dentro de los estándares internacionales, mientras que un 15% adquirió entre 10 y 12 dispositivos, ubicandose peligrosamente en los límites de alto riesgo, principalmente en Barranquilla. En Bogotá, por su parte, el número de inhaladores SABA utilizado varía entre 3 y 5.

Pese a ello, un 13% de participantes sobrepasó lo recomendado en guías internacionales sobre el manejo de asma -la prescripción de más de 12 canisters al año está vinculado con el incremento en la mortalidad por esta condición respiratoria-, comprando más de 15 inhaladores SABA en los últimos 12 meses; tendencia de mayor frecuencia en Medellín (37% de usuarios) y que, aparentemente, contradice el dato presentado con anterioridad sobre la importancia de la opinión clínica y el uso de beta-agonistas de acción corta.

Le puede interesar: Nuevas condiciones para la habilitación y continuidad de las redes integrales de servicios de salud

En este artículo es importante mencionar que la encuesta Patient Survey Pharmacy citada antes, no es el único análisis que refleja el manejo inadecuado del asma en Colombia. En 2021, se llevó a cabo una segunda síntesis de este estudio en el que participaron 81 pacientes adultos asmáticos, de los cuales el 52% empleó inhaladores como monoterapia para la enfermedad, el 83% adquirió más de 3 canisters al año, y el 21% compró más de doce inhaladores SABA. Para entonces, el 42% de los encuestados se encontraba bajo seguimiento médico y el 65% reportaba síntomas de esta enfermedad respiratoria al momento de la compra.

Como conclusión, al analizar ambos estudios, se evidencia la tendencia creciente en el sobreuso de SABA, tanto en pacientes diagnosticados con asma como en individuos con enfermedades respiratorias distintas y la falta de actualización de los profesionales de la salud frente al manejo de la enfermedad, sosteniendo en el tiempo la terapia con beta-agonistas de acción corta, aunque esté demostrado científicamente que otras alternativas proporcionan mejores resultados a mediano y largo plazo, con menores riesgos de exacerbaciones o mortalidad por esta patología.

Pero, por otra parte, da cuenta de los fallos existentes en la regulación nacional para la compra o recompra de estos productos, teniendo en cuenta que no se requiere una fórmula médica para acceder a ellos. En este sentido, los realizadores de los estudios recomiendan implementar acciones dentro del sistema de salud, teniendo en cuenta que las personas diagnosticadas con la enfermedad en cualquiera de sus manifestaciones pueden desarrollar complicaciones o eventos adversos relacionados al uso exagerado de SABA que pueden prevenirse, bien sea con cambios en el tratamiento hacia las tendencias actuales o brindando información clara y oportuna al paciente sobre el uso de beta-agonistas de acción corta.

Le puede interesar: Adopción del Plan Decenal de Salud Pública 2022 – 2031. Resolución 1035 de 2022

ciclo de actualización consultorsalud

Suscríbete gratis a Consultorsalud y obtén estos beneficios:

Compartir Noticia

Noticias Relacionadas
Noticias Recientes

Lo más vendido de Consultorsalud

-30%

$139.300 (IVA incluido)

$119.000 (IVA incluido)

$119.000 (IVA incluido)

$125.000 (IVA incluido)

Desde: $825.000 (IVA incluido)

Escríbanos y uno de nuestros asesores le contactará pronto

Reciba atención inmediata mediante nuestros canales oficiales aquí:

Tu carrito de compras está vacío.

Volver a la tienda

SUSCRIPCIÓN GRATUITA

BENEFICIOS DE LA SUSCRIPCIÓN