Recomendaciones ACHO para el manejo de estado de Pandemia SARS - COV 19
Conéctate con nosotros

ACHO

Recomendaciones ACHO para el manejo de estado de Pandemia SARS – COVID 19

Ante la pandemia de SARS – COV 19, desde la Asociación Colombiana de Hematología y Oncología (ACHO) consideramos importante seguir emitiendo recomendaciones generales para los profesionales de la salud, implicados en el tratamiento de pacientes oncológicos y enfermedades hematológicas.

Publicado

el

Recomendaciones ACHO para el manejo de estado de Pandemia SARS - COV 19

Todas son recomendaciones y en ningún momento pretendemos imponer una conducta única pues entendemos que cada caso es particular y debe actuarse en concordancia a cada situación específica. Están basadas en documentos emitidos por las sociedades científicas de países altamente afectados por la  infección como España y de sociedades académicas  reconocidas como la American Association of Clinical Oncology (ASCO), grupo GELTAMO, European Bone Marrow Transplantation (EBMT) y la American Society for Transplantation and cellular therapy ( ASTCT)

Recomendaciones para los Servicios de salud que atienden pacientes  hematológicos y/o con Cáncer

Se recomienda que los Servicios de Oncología y Hematología realicen  la implementación de medidas que reduzcan las visitas innecesarias de los pacientes con cáncer a los hospitales, y que establezcan medidas  que minimicen la exposición durante este período de contención de expansión del SARSCoV-2.

Se considera pertinente, implementar la realización de  teleconsulta, en los casos en los que no se genere riesgo para la salud , según criterio del médico tratante y previo consentimiento del  paciente, siempre garantizando  el registro de la consulta en la historia clínica y por parte del centro hemato/oncológico la implementación de las medidas administrativas  necesarias  para facilitar la programación de pruebas diagnósticas y la prescripción sin que el paciente tenga que  acudir a la institución hospitalaria.

La utilización de teleconsulta se encuentra avalada  por el numeral 6  de la resolución 3100 de habilitación, que establece que, en situación de emergencia sanitaria como la actual (resolución 385 de marzo de 2020) las IPSs pueden sin necesidad de radicar novedad o esperar visita de habilitación, aplicar medidas que permitan manejar y proteger la población que tratan.

Se reitera, que es  de vital importancia que los aseguradores entendiendo la situación actual, autoricen el pago sin glosa de estas teleconsultas, implementen métodos de autorización de estudios y procedimientos, y despacho de medicamentos, sin que los pacientes tengan que asistir a las instalaciones físicas de la entidad, y minimicen los trámites relacionados con la atención a pacientes oncológicos. Es imperativo que las IPS y EPS implementen mecanismos de autorización interna, que eviten al paciente el  trámite presencial, en lo especial en lo relacionado con ajustes necesarios en la plataforma Mipres.

Además, se debe limitar el número de acompañantes en salas de espera para consultas (uno por paciente) y evitar que acudan al hospital aquellos acompañantes que presenten fiebre, tos u otros síntomas de sospecha. En la sala de quimioterapia también limitar la presencia de acompañantes, con las excepciones que se consideren oportunas, a criterio de médicos y enfermeras.

Igualmente es pertinente considerar modificar la programación de infusión diaria en las salas de quimioterapia, generar jornadas adicionales para disminuir número de pacientes y  garantizar que la ocupación permita distancia mínima de 2 metros entre cada paciente. En cuanto a la  consulta externa, aumentar los tiempos de periodicidad de la consulta de controles de pacientes tratados. Incluyendo pacientes que se encuentren en remisión de la enfermedad o en respuesta completa post – tratamiento y con bajo riesgo de recaída temprana.

Recomendaciones para los especialistas en el manejo de los pacientes con Cáncer y enfermedades Hematológicas

Siempre tener en cuenta que:

En  las circunstancias actuales, es fundamental, antes de decidir si se debe administrar o no un tratamiento oncológico  sistémico, se considere el beneficio frente al riesgo asociado a la posibilidad de contagio por el SARS-CoV-2 y sus potenciales consecuencias, especialmente la necesidad de requerir ingreso hospitalario por complicaciones graves.

Para Priorizar el tratamiento  de los pacientes,  se recomienda  clasificarlos  en  dos grupos:

  1. Pacientes sin tratamiento oncológico activo: Aquellos que completaron un tratamiento y/o cuya enfermedad se encuentra controlada, o quienes están en terapia de observación (“watch and wait”).
  1. Pacientes candidatos a tratamiento oncológico activo: (neoadyuvante o   curativo adyuvante o tratamiento para enfermedad metastásica, inducciones y consolidaciones para leucemias, linfomas, mielomas).  Estos pacientes con enfermedad activa son elegibles para cirugía, quimioterapia y / o radioterapia, terapia biológica, terapia endocrina e inmunoterapia.

También puede leer: lineamientos para la detección y el manejo de casos COVID 19 por IPS

Para los pacientes candidatos a tratamiento activo, se recomienda considerar los siguientes puntos:

  • En los pacientes con respuesta tumoral parcial o completa, clínicamente estables, que reciben terapia de mantenimiento, considerar suspender la quimioterapia.
  • Algunos pacientes pueden cambiar la quimioterapia de IV a terapias orales, lo que disminuiría la frecuencia de las visitas a la clínica, pero requeriría una mayor vigilancia por parte del equipo de atención médica para asegurarse de que los pacientes estén tomando sus medicamentos correctamente.
  • Las decisiones sobre la modificación o la suspensión de la quimioterapia deben incluir la consideración de la indicación para la quimioterapia, tipo de neoplasia y los objetivos de la terapia, así como la ubicación del paciente en el curso del tratamiento y la toxicidad asociada.
  • En algunos escenarios, los retrasos o las modificaciones del tratamiento adyuvante, o de consolidación o mantenimiento, pueden presentar un mayor riesgo de control de la enfermedad  y de la supervivencia a largo plazo que en otros. Se debe individualizar cada caso.
  • En los casos en que el beneficio absoluto de la quimioterapia adyuvante, de consolidación o mantenimiento, sea marginal y donde hay opciones no inmunosupresoras disponibles (por ejemplo, terapia hormonal en cáncer de mama RH positivo en estadio temprano), el riesgo de infección con COVID-19 puede considerarse como un factor adicional  de riesgo, por lo cual es pertinente  sopesar las diferentes opciones disponibles para el paciente.
  • En los pacientes que reciben terapias de soporte para enfermedad metástasica ósea, o mieloma múltiple, flebotomías, u otras terapias de soporte que requieren una visita hospitalaria, considerar diferir la administración del tratamiento.

A todos los pacientes se les debe brindar educación para mantener su salud cumpliendo las siguientes recomendaciones:

  1. Evitar lugares concurridos.
  2. Usar tapabocas  al asistir al hospital y o al centro oncológico  para visitas y tratamientos.
  3. Lavarse frecuentemente las manos de acuerdo con las indicaciones de la OMS.
  4. No tener  contacto con amigos y familiares con síntomas de COVID-19 o con aquellos con riesgo de contacto.
  5. Practicar  el distanciamiento social con todas las personas para protegerse y proteger a los demás.

También puede leer: Exención de IVA a importación y venta de 23 equipos médicos

Ante la información disponible se debe considerar:

  1. Generar líneas de atención prioritarias para inicio de intervenciones de los pacientes clasificados como elegibles para tratamiento oncológico.
  2. Las visitas ambulatorias para pacientes con cáncer deben reducirse al nivel más seguro y factible sin poner en peligro la atención.  Para los pacientes que reciben tratamiento oral, proporcionar  el suministro de medicamentos para al menos tres ciclos  para reducir las visitas al hospital.  El monitoreo de sangre para esos pacientes se puede realizar en laboratorios locales cerca de casa.
  3. Implementar los  servicios de telemedicina.
  4. Retrasar   las visitas de seguimiento de supervivientes de rutina. 
  5. Utilizar una vigilancia más intensiva durante el tratamiento para pacientes con cáncer de pulmón o que recibieron cirugía pulmonar previa y para pacientes mayores o aquellos con otras comorbilidades. 
  6. Tomar medidas intensivas para evitar la diseminación nosocomial.
  7. Debe haber procedimientos claros para detectar  cualquier síntoma de COVID-19 y la urgencia y necesidad de hospitalización. No existe una guía específica con respecto a la prueba COVID-19 en pacientes con cáncer.  Se deben seguir las directivas y orientaciones de salud pública nacional.
  8. No iniciar tratamientos de quimioterapia potencialmente inmunosupresora en pacientes con sospecha de infección por COVID 19 o historia de contacto de riesgo.
  9. No iniciar tratamientos de quimioterapia potencialmente inmunosupresora en pacientes en los que la demora de 2-3 semanas no suponga un riesgo en la vida. Realizar nuevo control en 2-3 semanas para reevaluar cada caso ante la evolución de la pandemia.
  10. En pacientes en tratamiento dentro de ensayos clínicos, se deben seguir estrictamente las recomendaciones del protocolo, utilizando las posibilidades de retrasar o ajustar las dosis que ofrece el mismo para adaptarlas a la situación asistencial y epidemiológica.  El investigador siempre debe tomar  las decisiones más adecuadas para la salud y seguridad del paciente.
  11. Suspender temporalmente o minimizar dosis de tratamientos claramente inmunosupresores (ejemplo. dosis altas de corticoides.), siempre que la situación del paciente lo permita.
  12. En todo caso de administrar quimioterapia mielotóxica,  considerar  el soporte con factores estimulantes de colonias.
  13. En todo paciente que reciba tratamiento oncológico sistémico durante la  pandemia  de la infección por el SARS-CoV-2 se debe incluir en el consentimiento informado la posibilidad de aumento del riesgo de contagio, y de efectos secundarios y complicaciones relacionados con la infección.
  14. En caso de necesidad de cirugía oncológica con intención curativa, se debe evaluar cada caso y hacer determinaciones individuales basadas en los daños potenciales de retrasar la cirugía relacionada con el cáncer a tratar.
  15. El personal del hospital que haya tenido contacto con un caso confirmado y no tenga síntomas, debe realiza  auto vigilancia de aparición de síntomas respiratorios. En el caso de profesionales asintomáticos y que hayan tenido contacto con casos confirmados, auto vigilancia y mascarilla quirúrgica ante cualquier acto asistencial, incluida la consulta externa, extremando si cabe aún más la higiene de manos antes y después de cada acto asistencial .
  16. Cualquier médico o paramédico  que presente síntomas respiratorios significativos debe comunicárselo de forma urgente telefónicamente a su supervisor. Abstenerse de acudir al puesto de trabaja con fiebre o clínica respiratoria aguda.
  17. El equipo  médico y paramédico así como  los pacientes  mientras se encuentren  en el centro hemato/oncológico  deben tener máscaras de protección (tapabocas) y el personal médico y para médico  utilizar  traje quirúrgico anti fluidos en lugar de ropa habitual. No se debe usar  bata sino está elaborada en tela anti fluidos.
  18. Al llegar a casa evitar el contacto inmediato con familiares, retirar las prendas y llevar a lavado inmediato. Lavado de manos exhaustivo.

ACHO

Ipilimumab más nivolumab, combinación de inmunoterapias en cáncer de pulmón avanzado

Se aprueba en los Estados Unidos la combinación nivolumab más ipilimumab para primera línea cáncer de pulmón de célula no pequeña metastásico.

Publicado

el

Por

cáncer de pulmón avanzado

Se aprueba en los Estados Unidos la combinación nivolumab más ipilimumab para primera línea cáncer de pulmón de célula no pequeña metastásico (expresión tumoral PD-L1 ≥1%)

El 15 de mayo de 2020, la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, por sus siglas en inglés) aprobó la combinación de nivolumab (OPDIVO, Bristol-Myers Squibb Co.) más ipilimumab (YERVOY, Bristol-Myers Squibb Co.) como tratamiento de primera línea para pacientes con metástasis por cáncer de pulmón de célula no pequeña (NSCLC, por sus siglas en inglés) cuyos tumores expresan PD-L1 (≥1%), según lo determinado por una prueba aprobada por la FDA, sin mutaciones en el receptor del factor de crecimiento epidérmico (EGFR, por sus siglas en inglés) ni aberraciones tumorales genómicas de quinasa anaplásica de linfoma (ALK, por sus siglas en inglés).

La FDA también aprobó PD-L1 IHC 28-8 pharmDx (Agilent Technologies, Inc.) como examen diagnóstico complementario para seleccionar pacientes con NSCLC para el tratamiento con nivolumab más ipilimumab.

También puede leer: definidos los montos a pagar a las EPS para el 2020 por “Hemofilia A Severa”

La duración de respuesta y supervivencia, claves de eficacia

La eficacia de la combinación de inmunoterapia se investigó en CHECKMATE-227, un ensayo aleatorio, abierto, de múltiples partes, en pacientes con NSCLC metastásico o recurrente que no habían recibido terapia anticancerígena previa.

En la Parte 1a del ensayo, 793 pacientes con expresión tumoral PD-L1 ≥1% fueron aleatorizados para recibir la combinación de nivolumab más ipilimumab (n = 396) o quimioterapia con doblete de platino (n = 397). El ensayo demostró una mejora estadísticamente significativa en la supervivencia general (OS, por siglas en inglés) para pacientes con expresión tumoral PD-L1 ≥1% que recibieron nivolumab más ipilimumab en comparación con los tratados con quimioterapia con doblete de platino. La mediana de SG fue de 17.1 meses comparada versus 14.9, una mejoría del 21%.

La mediana de supervivencia libre de progresión (PFS, por sus siglas en inglés) por revisión central independiente cegada (BICR, por sus siglas en inglés) fue de 5,1 meses en el brazo de nivolumab más ipilimumab y 5,6 meses en el de quimioterapia. La tasa de respuesta global confirmada (ORR, por sus siglas en inglés) por BICR fue del 36% y del 30%, respectivamente. La duración media de la respuesta fue de 23,2 meses en el brazo de nivolumab más ipilimumab y 6,2 meses en el brazo de quimioterapia con doblete de platino.

Las reacciones adversas más comunes en ≥20% de los pacientes que recibieron la combinación de nivolumab más ipilimumab en CHECKMATE-227 fueron fatiga, erupción cutánea, disminución del apetito, dolor musculoesquelético, diarrea / colitis, disnea, tos, prurito, náuseas y hepatitis.

Dosificación única

Las dosis recomendadas para el NSCLC metastásico son nivolumab 3 mg / kg cada 2 semanas e ipilimumab 1 mg / kg cada 6 semanas hasta la progresión de la enfermedad, toxicidad inaceptable o hasta 2 años en pacientes sin progresión de la enfermedad. Cabe anotar que esta forma de administrar el ipilimumab es exclusiva para esta indicación.

También puede leer: 120 vacunas contra covid-19 ya están en pruebas

Sobre el ipilimumab y nivolumab

El ipilimumab es un anticuerpo monoclonal humano que actúa como potenciador de los linfocitos T al bloquear específicamente la señal inhibitoria del CTLA-4, conduciendo a la activación y proliferación de los linfocitos T y a la infiltración de los tumores por linfocitos, lo que lleva a la muerte de las células tumorales. El nivolumab es un anticuerpo monoclonal humano de tipo inmunoglobulina G4 que se une al receptor de muerte programada 1 (PD-1, por sus siglas en inglés) y bloquea su interacción con sus ligandos: PD-L1 y PD-L2. El nivolumab potencia las respuestas de los linfocitos-T incluyendo respuestas antitumorales.

En Colombia

En Colombia, el nivolumab está aprobado para NSCLC metastásico en segunda línea (después de quimioterapia). El ipilimumab tiene aprobación regulatoria en Colombia para otras indicaciones, pero no para NSCLC.

Continuar leyendo

ACHO

Recomendaciones para pacientes Hemofilia y otras deficiencias de la coagulación en época de pandemia COVID 19

Estas son las Recomendaciones que sugiere la Asociación colombiana de hematología y oncología -ACHO- para pacientes con Hemofilia.

Publicado

el

Por

Recomendaciones Para Pacientes Hemofilia y Otras Deficiencias de la Coagulación en Época de Pandemia COVID 19

En este primer semestre del 2020, el mundo se ha visto abocado a cambios importantes, por una condición de salud pública denominada Pandemia por el virus SARS-CoV-2, causante de la enfermedad llamada Enfermedad por Corona virus 2019 o COVID 19, situación que ha llevado a toma de medidas con el fin de disminuir el contagio por este virus y las complicaciones asociadas. 

La presentación clínica de COVID 19, puede ir desde casos asintomáticos (sin presencia de síntomas), pacientes con síntomas leves o personas con manifestación grave de la enfermedad.  

En la población inmuno-competente (sin problemas de deficiencias del sistema inmune) en condición de hemofilia, de acuerdo a la información al momento disponible, no existe mayor susceptibilidad a la infección COVID 19 1.   Los factores de riesgo de  mayor compromiso, están dados por otras enfermedades concomitantes con la hemofilia como hipertensión, obesidad, diabetes entre otros1

A continuación, se realizan recomendaciones generales de cuidado de la salud, estas no pretenden sustituir las recomendaciones médicas que su grupo de salud le informe. 

También puede leer: preocupación en américa latina por aumento de casos de covid-19

Recomendaciones de cuidado en  hemofilia y otras deficiencias de la coagulación en época de pandemia COVID 19

  • Siga las indicaciones de su centro médico o programa de hemofilia.
  • Tenga en cuenta los consejos generales de autocuidado: evitar actividades de contacto y situaciones que favorezcan el riesgo de eventos traumáticos o de sangrado.
  • Continúe con el esquema de tratamiento que viene recibiendo.
  • Cumpla con el esquema profiláctico prescrito por su hematólogo1.
  • Uso racional del factor.
  • Infórmese sobre la modalidad de consulta de su programa o centro de atención en hemofilia.
  • Mantenga las recomendaciones generales
  • Salud oral: Cepillado mínimo 2 veces al día por 2 minutos.
  • Dieta: completa, equilibrada, suficiente. Consuma porciones adecuadas de los alimentos, para evitar sobrepeso.    Consuma frutas y verduras.
  • Mantenga su programa de rehabilitación Osteomuscular de acuerdo a las directrices de su programa.
  • El ejercicio es fundamental para mejorar el dolor, controlar el peso, disminuir las hemorragias y controlar el estrés.  Consulte sobre el tipo de actividades que puede realizar.
  • En caso de requerir manejo de dolor pregunte a su médico. hay opciones como acetaminofén, codeína tramadol o morfina. Otros medicamentos pueden aumentar el riesgo hemorrágico.
  • En caso de evento de sangrado  (usualmente se consideran urgencias)
  • En caso de presentar algún signo de alarma que sugiera hemorragia, consulte a su centro de tratamiento inmediatamente, es ideal que utilice la línea de 24 horas disponible.
  • De acuerdo a la complejidad, los eventos de sangrado pueden ser manejados en un ámbito ambulatorio y otros de acuerdo al criterio médico serán de manejo hospitalario.

También puede leer: demanda pide suspender abortos legales en Colombia

Recomendaciones sobre cuidado de salud en época de Pandemia COVID 19

Las recomendaciones son las mismas que aplican para la población general. Recuerde:

  • Los signos de alarma en casos de COVID 19 son: Tos seca, rinorrea escasa, debilidad, dolor faríngeo, pérdida del olfato o el gusto; en caso de fiebre, dificultad respiratoria y dolor torácico, consulte a su EPS inmediatamente.
  • Infórmese de los canales de comunicación en su zona.
  • Para salir de casa use cubrebocas, este debe cubrir boca y nariz, no existe beneficio del tapabocas en el cuello o en otras partes del cuerpo. Evite tocarlo. 
  • Realice lavado de manos con agua y jabón de manera frecuente  al día durante 20 segundos. 
  • Al momento de toser o estornudar, hágalo sobre un pañuelo, utilice la cara interna del codo para cubrirse boca y nariz.
  • Evite tocarse ojos, nariz y boca.
  • Prepárese para un confinamiento o aislamiento social por tiempo indefinido; es la única medida que salva vidas.  
  • Evite estar en contacto con grupos grandes de personas, donde usted no pueda mantener distanciamiento social.

Otras recomendaciones

  • En caso de hacer una fila conserve la distancia mínima de un metro.
  • Adopte una visión ajustada a la realidad. Los sentimientos de miedo, tristeza y enfado son normales en estas situaciones, pero no se deje llevar por el alarmismo.  Mantenga relaciones cordiales en su entorno.
  • Evite la sobreinformación.
  • Planee una rutina diaria en caso de estar en confinamiento. 
  • Use tecnologías virtuales para mantener el contacto con sus seres queridos, para mantenerse activo física y mentalmente.
  • Utilice los preservativos masculino o femenino.
  • Limpiar todos los implementos de uso diario, computador, celular, tv, control remoto entre otros. Practique la limpieza y desinfección de chapas, clavijas, interruptores,  puertas, con medidas de autocuidado para prevenir caídas, trauma o golpes o accidentes caseros
  • Lave con regularidad la ropa de cama, toallas, elementos de aseo. Nunca sacudirlos.
  • Ningún medicamento hoy en día ha probado ser útil para la infección por COVID-19
  • Sigas las recomendaciones de las autoridades locales y nacionales.
  • En caso que sea por condición de salud asociada a COVID 19 informe al centro de remisión el diagnóstico por el cual viene siendo visto en el programa de hemofilia, severidad, tipo de tratamiento. Presente carnet, resumen de historia clínica o documento donde informe su condición.  Suministre número de contacto del programa (línea de 24 horas).
  • Informe al programa de hemofilia o centro médico si está siendo valorado por una condición clínica asociada COVID 19.
Continuar leyendo

ACHO

Carboplatino adyuvante en cáncer de mama triple negativo

Estudio fase II realizado en la China muestra que carboplatino adyuvante puede ser una alternativa a antraciclinas en cáncer de mama triple negativo.

Publicado

el

Por

cáncer de mama triple negativo

El platino juega un papel importante en el tratamiento del cáncer de mama triple negativo (TNBC) en entornos neoadyuvantes y metastásicos. Sin embargo, su papel en un entorno adyuvante sigue sin estar claro.

Para dar luz sobre el asunto, un grupo de investigadores de la China, liderados por el doctor Feng Du prublicó el estudio “El carboplatino más los taxanos no son inferiores a la epirubicina más la ciclofosfamida seguidos de taxanos como quimioterapia adyuvante para el cáncer de mama triple negativo temprano” en la revista Breast Cancer Research and Treatment de 11 de mayo de 2020.

Es un estudio de no-inferioridad

En este ensayo aleatorizado de no inferioridad fase 2, se asignaron aleatoriamente a 308 pacientes sin quimioterapia con cáncer de mama triple negativos (TNBC, por sus siglas en inglés) confirmado histológicamente después de la cirugía primaria para recibir seis ciclos de TP (docetaxel: 75 mg / m2 o paclitaxel 175 mg / m2 d1; AUC de carboplatino = 5, día 1), o cuatro ciclos de EC (epirubicina: 90 mg / m2; ciclofosfamida: 600 mg / m2, día 1) seguido de cuatro ciclos de T (docetaxel: 75 mg / m2 o paclitaxel 175 mg / m2, día 1).

El desenlace principal fue la tasa de supervivencia libre de enfermedad (DFS, por sus siglas en inglés) a los 5 años. Ambos regímenes se repitieron cada 3 semanas. Se evaluó el valor pronóstico y predictivo de las mutaciones genéticas del cáncer de mama en la línea germinal y la expresión de ligando-1 para muerte programada (PD-L1).

También puede leer: talento humano en salud será beneficiario de reconocimiento económico por exposición al covid-19

El estudio es positivo: carboplatino es no inferior

En una mediana de seguimiento de 66.9 meses, la tasa de DFS a 5 años fue del 85.8% en el brazo EC-T y 84.4% en el brazo TP, y se satisficieron los requisitos estadísticos para adjudicar la no inferioridad. La tasa de supervivencia global (SG) a 5 años fue del 94,4% en el brazo EC-T y del 93,5% en el brazo TP. Los pacientes en el brazo TP mostraron mejor cumplimiento y experimentaron frecuencias significativamente más bajas de neutropenia peligrosas y alopecia, pero tasas más altas de trombocitopenia que las del brazo EC-T. Los pacientes con tumores que expresan PD-L1 mostraron mejores DFS y SG.

Los autores concluyen: “Este estudio indica que el carboplatino más los taxanos podrían ser una quimioterapia adyuvante factible para pacientes con TNBC temprano que no pueden tolerar la quimioterapia intensiva con antraciclina”.

cáncer de mama triple negativo

Según el doctor Hernán Carranza, oncólogo clínico y autoridad reconocida en el tema, “Este estudio de no inferioridad donde los parámetros estadísticos de diseño se cumplen a cabalidad, llama la atención que el brazo de control en realidad son dos alternativas terapéuticas de antraciclinas (AC) y taxanos (Paclitaxel cada 3 semanas y Docetaxel cada 3 semanas), ya previamente en el estudio de Sparano (NEJM, 2008), se comparó los diferentes esquemas de taxano en adyuvancia en cáncer de mama a) Paclitaxel 175 mg  cada 3 semanas por 4  b) Paclitaxel 80 mg semanal por 12 semanas c) Docetaxel 100 mg cada 3 semanas por 4 y d) Docetaxel 35 mg i.v. semanal por 12 semanas y la conclusión fue que el esquema de paclitaxel semanal demostró mejoría en la sobrevida libre de progresión frente al esquema de paclitaxel cada 3 semanas y mejor perfil de toxicidad comparado con el tratamiento con docetaxel, por lo cual a mi modo de ver en este estudio el utilizar como brazo comparador el esquema de docetaxel 75 mg además de ser una dosis inferior a la evaluada en el estudio de Sparano, no puede ser considerado como un buen comparador , por lo que el poder de la muestra para el estudio de no inferioridad el verdadero N de control no es 154 ptes sino 78 que fueron los pacientes que en realidad recibieron el esquema que considero se parece mas al  standard de tratamiento (paclitaxel semanal), por lo que a partir de ahí el poder estadístico del estudio se pierde”.

El doctor Carranza concluye: “Ademas de esta opinión, el esquema TC es una alternativa para los pacientes triple negativo que tienen contraindicación para recibir antraciclinas, ya demostrado en el estudio de Sharma (Clin Cancer Research, 2018) en el cual su uso en neoadyuvancia resultó en pCR (respuesta patológica completa) de 55% y RCBI (enfermedad mínima residual) de 13%.

Continuar leyendo

Evolución Coronavirus Colombia

#BigDataConsultorsalud Infórmate diariamente sobre lo que sucede con la pandemia del #Covid-19 y la situación que viven los departamentos del país.

Innovación

Latinoamércia

Productos destacados

Tendencias

Indicadores / Cifras