RADIAN: la herramienta contra la iliquidez en el sector salud

RADIAN es la plataforma administrada por la DIAN,  donde se registra la “hoja de vida” de las Facturas Electrónicas como Título Valor.
1920-200-Banner-4-suscripción-ORO

Hoy quiero concentrarme de manera breve pero productiva (espero) en identificar un riesgo y una herramienta para intervenirlo, con algún nivel de pérdida de rentabilidad, pero mucho menos que la exposición a un grave descalce de flujo financiero institucional; se trata de presentar en sociedad a RADIAN la herramienta contra la iliquidez en el sector salud, que es digital, confiable,  pública y gratuita para hacerle frente a los malos pagadores.

Ah, y no se confunda: es una herramienta completamente nueva, que recomiendo comience a utilizar de inmediato. Y si su contador no lo ha puesto al corriente… pues ponlo a trabajar rápido.

Riesgo de liquidez

Es claro que las empresas pertenecientes al sector salud han manejado de mala manera los riesgos financieros, como consecuencia casi lógica de su impericia en este ajeno campo del conocimiento para los protagonistas de la acción, que casi siempre son profesionales sanitarios.

Algunos de los temas que siempre han debido tenerse en cuenta incluyen:

  1. Los compromisos y las franjas de tiempo
  2. El cálculo de ingresos / estimaciones
  3. Los descalces de flujo y la reacción
  4. Los recursos a la vista y a largo plazo
  5. Los indicadores de liquidez
  6. Los limites para estos indicadores de liquidez
  7. El plan de contingencia frente a la potencial iliquidez
  8. El nivel mínimo de activos líquidos
  9. El flujo de caja y las pruebas de estrés, y
  10. El nivel de concentración de este peligroso riesgo

Otra herramienta viene en camino (¿?)

Me quedaría muy fácil endulzar el oído de los lectores recontando la trasnochada Ley 2024 del 23 de julio de 2020 o Ley de Pago en Plazos Justos, que promete impulsar y proteger a las micro, pequeñas y medianas empresas (personas naturales o jurídicas) permitiendo que reciban los pagos de sus operaciones mercantiles en un plazo reglamentado, y que este año ya obliga a pagar máximo a 60 días y el próximo a 45, pero lastimosamente y gracias a no se que poderosas manos, no tiene vigencia para el sector salud sino hasta el 2023.

Factura como título valor

Factura como titulo valor
Factura Electrónica como título valor

Lo primero que debemos entender es la manera como una factura sectorial, se convierte en un título valor negociable.

En Colombia, los requisitos para que una Factura Electrónica de venta sea un Título Valor, están regulados en el Código de Comercio en el Capítulo 53 del Título 2 de la Parte 2 del Libro 2 del Decreto 1074 de 2020, Único Reglamentario del Sector Comercio, Industria y Turismo competencia del Ministerio de Comercio, Industria y Turismo

  • Se requiere que sea una Factura Electrónica de Venta con Validación Previa, es decir, que fue recibida y validada por la DIAN.
  • La Factura Electrónica de venta de igual manera debe cumplir los requisitos previstos en el artículo 621 del Código de Comercio, en el artículo 617 del Estatuto Tributario y la Resolución 000042 de 2020.
  • Fecha de vencimiento de la factura electrónica.
  • Una vez emitida la Factura Electrónica de venta, el receptor debe remitirle al emisor el evento de acuse de recibo de la Factura Electrónica.
  • El receptor deberá remitirle al emisor el documento recibo a satisfacción de los bienes o servicios.
  • Finalmente, la factura debe ser aceptada (expresa o tácitamente).

La plataforma RADIAN

Es el registro de la Factura Electrónica de venta como Título Valor. Esta plataforma te permite registrar, consultar y ver la trazabilidad de las facturas electrónicas de venta como título valor que circulan en el territorio nacional, así como de los eventos que se asocian a las mismas.

RADIAN es la plataforma administrada por la DIAN,  donde se registra la “hoja de vida” de las Facturas Electrónicas como Título Valor, a través de los eventos que se le asocian; entre otros, el endoso, el cual te facilita la comercialización de las facturas en operaciones como el factoring electrónico, generando confianza a las personas, empresas e inversionistas sobre el tenedor legítimo de la factura electrónica y su disponibilidad para ser negociada.

Toda la información de los eventos de una factura electrónica de venta cómo título valor, los puedes consultar en el documento certificado de existencia que genera automáticamente la plataforma RADIAN

¿Quién administra RADIAN?

Esta herramienta es administrada por la Unidad Administrativa Especial Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales – DIAN

¿Cuándo se negocia una factura?

Al negociar la Factura Electrónica de venta en operaciones de factoring, el negocio se realiza cuando el tenedor de la Factura Electrónica de venta, la cede a un inversionista, para que éste último espere el vencimiento del documento o la vuelva a negociar, a cambio de una tasa de descuento. En ese caso, se hace la transferencia a través de endoso.

¿Cómo se inscribe una factura electrónica como título valor en la plataforma RADIAN?

Una vez cumplidos y validados los requisitos o eventos mencionados anteriormente y descritos en la Resolución 00015 de 2021 y en el Código de Comercio, el Emisor/Facturador Electrónico o el Tenedor Legítimo – según corresponda – debe tener los soportes que constituyen la factura en título valor, los cuales deben haber sido transmitidos, registrados y validados en el RADIAN.

¿Quiénes pueden hacer uso de la plataforma RADIAN’

  • Toda persona interesada en poner en circulación dentro del territorio nacional las facturas electrónicas de venta como título valor, pueden hacerlo de forma directa o a través de terceros debidamente habilitados en el RADIAN.
  • Toda persona jurídica o persona natural que sea facturador electrónico puede comercializar sus facturas electrónicas de venta con pago a plazo, para lo cual deberá registrar los eventos de la Factura Electrónica en la plataforma RADIAN
  • Las empresas Proveedores Tecnológicos que ya están habilitados para prestar servicios de Factura Electrónica.
  • Las empresas que operen como FACTOR.
  • Las empresas que operen como Sistemas de Negociación.
  • Las personas jurídicas o naturales que deseen realizar la comercialización indirectamente, a través de un proveedor tecnológico, un sistema de negociación o un factor.

¿Qué es el documento certificado de existencia, y quien lo creo o incluye dentro de la RADIAN?

Es el documento electrónico que contiene la trazabilidad de los eventos asociados a una factura electrónica de venta como título valor que han sido objeto de registro y es generado por el Sistema de Facturación Electrónica de la DIAN, funcionalidad RADIAN.

Beneficios de utilizar la Plataforma RADIAN

Cuando una Factura Electrónica de Venta cumple los requisitos para ser un Título Valor (De acuerdo con la normativa comercial – Código de Comercio y Decreto 1074 de 2015-), la Factura Electrónica puede ser transferida a un tercero, entre otras, en operaciones de factoring electrónico.

La plataforma RADIAN genera confianza a las personas, empresas e inversionistas sobre quien es el tenedor legítimo de la Factura Electrónica como título valor y su disponibilidad de ser negociada.

  1. Más de 600.000 contribuyentes podrían realizar factoring electrónico.
  2. Genera la trazabilidad y unicidad para futuras negociaciones y sobre todo la financiación de Pymes.
  3. Permite visualizar y escoger la factura que desean negociar, de acuerdo con sus necesidades del negocio
  4. El costo-beneficio que ofrece el factoring electrónico es competitivo, ya que permitirá manejar y negociar tasas adecuadas para que las compañías puedan adquirir recursos casi de manera inmediata.
  5. Permite a las compañías negociar con proveedores y sistemas de negociación que se encargan de gestionar la compra y venta entre los diferentes actores.
  6. las empresas tienen la posibilidad de hacerlo a través de un aliado (proveedor tecnológico, sistema de negociación y factor).

Comentario final

Ya es hora de meter en cintura a los malos pagadores por parte del gobierno; soy un defensor de establecer el criterio de cartera cero, lo cual debió empezar a ocurrir desde el 1 de marzo de 2020, con el fondeo completo de la UPC y los Presupuestos Máximos y sus giros anticipados a las EPS; el no cumplimiento de este criterio objetivo es un síntoma de dos potenciales condiciones: insuficiencia de las bolsas de recursos asignadas para comparar las respectivas canastas de servicios, o un uso inapropiado de estas fuentes.

Si fuera el primer numeral el correcto, deberíamos detenernos como motores del sistema hasta garantizar que la nueva UPC que se cocina para estreno en enero de 2022, llene los criterios de completitud, suficiencia e intervención de las situaciones de salud de las personas.

En caso contrario y sea la segunda causa la responsable de este perenne y creciente padecer, dos medidas se me antojan apropiadas: la primera fortalecer los acompañamientos técnicos a los equipos de alta gerencia de los pagadores y prestadores, tanto como robustecer y ampliar las sanciones por el despilfarro de recursos.

Mientras logramos identificar y controlar lo que pasa, no está nada mal, poder llenar el bolsillo de dinero fresco cada mes, a cambio de un porcentaje que el factoring cobre, mientras se encarga del cobro fuerte a los deudores.

¿Cómo les parece?

Carlos Felipe Muñoz Paredes

CEO & Fundador

[email protected]

Descargue

Compartir Noticia

Noticias Relacionadas
Noticias Recientes

Escríbanos y uno de nuestros asesores le contactará pronto

Reciba atención inmediata mediante nuestros canales oficiales aquí:

Tu carrito de compras está vacío.

Volver a la tienda

SUSCRIPCIÓN GRATUITA

BENEFICIOS DE LA SUSCRIPCIÓN