Vacuna revolucionaria reduce la transmisión de la enfermedad de Lyme por garrapatas

Vacuna revolucionaria reduce la transmisión de la enfermedad de Lyme por garrapatas
[favorite_button]
Comentar

Una vacuna que reduce la capacidad de las garrapatas para transmitir la bacteria de la enfermedad de Lyme ha sido desarrollada por un equipo de científicos médicos del Laboratoire de Santé Animale en colaboración con colegas de la Academia Checa de Ciencias, el Centro de Investigación de la Naturaleza y la Universidad de Guelph. Este avance, publicado en la revista Microbiome, ofrece una nueva esperanza en la lucha contra esta enfermedad al reducir la capacidad de las garrapatas para albergar la bacteria responsable de la enfermedad.

La enfermedad de Lyme es causada por la bacteria Borrelia. Por lo general, las personas la contraen debido a la picadura de garrapatas portadoras de la bacteria.

En la mayor parte de los Estados Unidos, existen garrapatas que pueden transmitirla. Sin embargo, esta enfermedad es más frecuente en los estados del medio oeste superior, noreste y Atlántico Medio. Además, es común en Europa y en las regiones central, sur y sureste de Canadá.

Existe un riesgo de contraerla,  al pasar tiempo en lugares donde hay garrapatas, como áreas boscosas con abundante vegetación o cubiertas de hierba. Sin embargo, se puede disminuir el riesgo al tomar medidas de seguridad en estas áreas.

¿Cuáles son los síntomas de la enfermedad de Lyme?

Los síntomas iniciales de la enfermedad de Lyme pueden manifestarse entre 3 y 30 días después de la picadura de la garrapata. La etapa temprana se caracteriza por un sarpullido en el lugar de la picadura, fiebre, dolor de cabeza, cansancio extremo, rigidez articular, molestias musculares y hinchazón de los ganglios linfáticos.

450w-mobile-preventa-cns-2024-02

Sin tratamiento, la enfermedad puede progresar a una etapa más grave llamada diseminación temprana. En esta, pueden aparecer múltiples sarpullidos en diferentes partes del cuerpo, dolor o rigidez en el cuello, debilidad muscular en el rostro, problemas cardíacos, dolor en la espalda y las piernas, y síntomas oculares como hinchazón y pérdida de visión.

En la etapa de diseminación tardía, que puede ocurrir meses o años después de la picadura de la garrapata, los síntomas pueden incluir artritis en las articulaciones grandes, especialmente en las rodillas, y una afección cutánea llamada acrodermatitis crónica atrófica, que causa cambios en la piel y puede dañar tejidos o articulaciones.

Aunque los científicos siguen investigando una vacuna para prevenir la infección humana con las bacterias Borrelia afzelii, Borrelia burgdorferi y Borrelia mayonii, causantes de la enfermedad de Lyme, este nuevo enfoque se centra en reducir la amenaza en una población específica. Los investigadores han desarrollado una vacuna que puede administrarse a animales huéspedes, evitando así que las garrapatas propaguen la enfermedad.

El proceso comenzó con el diseño de una bacteria inofensiva capaz de provocar una respuesta de anticuerpos en un huésped, ya sea una persona o un ratón. Estos anticuerpos fueron diseñados para alterar la microbiota de las garrapatas, haciéndolas inhóspitas para la bacteria.

La bacteria modificada se transformó en una vacuna que se inyectó en ratones de prueba, lo que resultó en una infección inofensiva. Cuando una garrapata se alimentaba de la piel de estos ratones, los anticuerpos se transferían a las garrapatas, impidiendo que albergaran las bacterias dañinas y evitando así su propagación a otras personas.

Es importante destacar que esta vacuna no protege directamente a las personas, al ganado o a las mascotas contra la enfermedad de Lyme, sino que actúa como un método para evitar la propagación de la bacteria al reducir la cantidad de garrapatas infectadas. La idea detrás de este enfoque es vacunar a un número suficiente de personas, ganado y mascotas para disminuir la cantidad de garrapatas portadoras de la bacteria en una determinada área, protegiendo así a toda la población humana.

Los investigadores sugieren que esta vacuna podría convertirse en un método eficaz para reducir la enfermedad en áreas con una alta concentración de garrapatas infectadas. Este avance representa un gran paso en la lucha contra esta enfermedad debilitante y ofrece esperanza para aquellos que viven en áreas de alto riesgo de transmisión de la enfermedad de Lyme.

450w-mobile-alianza-gp-mayo-04

Temas relacionados

Compartir Noticia

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Noticias destacadas
Más Noticias

Escríbanos y uno de nuestros asesores le contactará pronto

Reciba atención inmediata mediante nuestros canales oficiales aquí:

Preinscríbete y recibe información ampliada
XIX Congreso Nacional de Salud

* Todos los campos son requeridos

CNS Escasez - Lateral flotante
Días
Horas
Min.
Seg.
Tu carrito de compras está vacío.

Volver a la tienda

¡Gracias por su información!

El formulario ha sido enviado exitosamente, por favor verifique su bandeja de correo electrónico, enviaremos información ampliada sobre el XIX Congreso Nacional de Salud.

Pronto uno de nuestros asesores te contactará.