Inician ensayos de fase III de “Soberana 02”, la vacuna cubana contra el Covid-19

Cuba informó que su vacuna contra el Covid-19 llamada "Soberana 02" pronto entrará en fase III, donde participarán 44.000 voluntarios residentes de la isla.
miercoles-22-CNS-1200X90
MIERCOLES-22-CNS-1146-opt

El Gobierno cubano informó que ya se está dando inicio a la última fase de ensayos clínicos de la vacuna “Soberana 02”, que podría empezar a aplicarse a partir de abril si supera las pruebas exitosamente. Cuba es el primer país latinoamericano que ha incursionado en el desarrollo de vacunas contra el Covid-19 después le siguen México, Brasil, Chile y Argentina.

El Centro de Control Estatal de Medicamentos, Equipos y Dispositivos Médicos -Cecmed- de Cuba autorizó el inicio de esta etapa que busca establecer los niveles de eficacia y seguridad del desarrollo. Con este objetivo, 44.000 ciudadanos cubanos de entre 19 y 80 años de edad recibirán 150.000 dosis.

 La compañía estatal BioCubaFarma quien está a cargo del proyecto ya había anunciado que la producción a gran escala de la vacuna dio inicio a principios de febrero, pero proyecta la fabricación de al menos 100 millones de dosis para inmunizar un total de 11 millones de habitantes de la isla, pero la compañía reiteró que también habrá dosis para otros países.

“Vamos a poder vacunar a toda la población antes de fin de año, pero también tendremos capacidad de producción para ofrecerla otros países que la demanden. Se trata de compartir con el mundo lo que somos, la respuesta que Cuba puede dar al problema de la pandemia” mencionó Rolando Pérez Rodríguez, director de la compañía estatal centroamericana.

También puede leer: OPS y Colombia actúan contra la resistencia antimicrobiana

Soberana 02, una vacuna latinoamericana

Soberana 02 es la vacuna más adelantada de los 5 desarrollos que propone Cuba, su funcionamiento se basa en un tipo de antígeno que se utiliza en la zona de la proteína S, también conocida como proteína espiga, esta parte se encarga de infectar la célula.

En este sentido, el desarrollo es una vacuna conjugada, es decir, que un antígeno se fusiona con una molécula portadora para reforzar su estabilidad y eficacia. En este caso, combina el dominio receptor-obligatorio (RBD) de la proteína S del coronavirus con el toxoide tetánico, de modo que cuando el SARS-CoV-2 intenta ingresar en una célula para infectarla se genera una respuesta inmune contra la toxina, que impide su entrada. De este modo, la inoculación provoca la producción de anticuerpos que neutralizan el coronavirus.

Anteriormente esta tecnología ya se había usado en otras vacunas cubanas, y mantiene su ventaja de fácil preservación ya que se conserva a temperaturas de entre 2 y 8 grados centígrados.

Compartir Noticia

Noticias Relacionadas
Noticias Recientes

Escríbanos y uno de nuestros asesores le contactará pronto

Reciba atención inmediata mediante nuestros canales oficiales aquí:

Preinscríbete y recibe información ampliada sobre el XVI Congreso Nacional de Salud

EL EVENTO DARÁ INICIO EN:
Días
Horas
Minutos
Segundos

Tu carrito de compras está vacío.

Volver a la tienda

SUSCRIPCIÓN GRATUITA

BENEFICIOS DE LA SUSCRIPCIÓN