Conéctate con nosotros

Actualidad

Trastornos mentales en la Región de las Américas, 2018

Publicado

el

CONSULTORSALUD pone a tu disposición el documento, “La carga de los trastornos mentales en la Región de las Américas, 2018” el cual busca mejorar la evaluación de las necesidades en  materia de salud mental, al presentar un panorama actualizado y matizado de:

a) la discapacidad debida a los trastornos mentales, por consumo de sustancias y trastornos neurológicos específicos, más la autoagresión (TMNS), tanto sola como en combinación con la mortalidad prematura.

b) el desequilibrio entre el gasto en salud mental y la carga de enfermedad relacionada.

c) la asignación inadecuada de los exiguos gastos en salud mental por parte de los países de la Región.

Discapacidad y mortalidad a nivel de país (AVAD)

Existe una heterogeneidad considerable en la distribución de las principales causas de discapacidad combinada con la mortalidad en la Región de las Américas. Los AVAD causados por las enfermedades no transmisibles, incluidas las enfermedades mentales, son la principal fracción de la carga total en cada uno de los países de la Región de las Américas, desde 50% en Haití hasta 89% de la carga total en Canadá. La segunda causa regional de AVAD, que engloba las enfermedades comunicables y los trastornos maternos, infantiles y nutricionales, oscila entre 5,5% en Canadá y Estados Unidos y 39% en Haití. La tercera causa regional de AVAD es el grupo de las lesiones, que varía entre 6% en Canadá, Cuba, Barbados y Bermuda, y 20% en El Salvador. En la figura 6 se pone de manifiesto que las enfermedades no transmisibles siguen siendo la principal causa de discapacidad y mortalidad combinadas en todos los países, a pesar de las grandes variaciones individuales, mientras que el grupo de las enfermedades transmisibles y los trastornos maternos, infantiles y nutricionales y el grupo de las lesiones se alternan en el segundo y tercer puesto, con predominio del primero, sobre todo en los países de menores ingresos. El subgrupo de los TMNS también varía mucho de unos países a otros, desde 9% del total de AVAD en Haití hasta 23% en Canadá.

Discapacidad a nivel de país (APD)

El análisis de los años perdidos por discapacidad (APD) ofrece una visión de conjunto que 1) complementa el análisis de la carga en AVAD y 2) no está sesgada por la exclusión diferencial del exceso de mortalidad causado por las enfermedades mentales. La variación entre países de los APD como porcentaje de la discapacidad total es mucho menor que la variación de los AVAD ya comentada en la sección anterior (salvo la discapacidad relacionada con los desastres en Haití, que hace que los APD causados por lesiones alcancen 10% de total).

La variación general de la discapacidad por enfermedades no transmisibles va de 70% del total de APD en Haití a 91% en México. Centrándose en las enfermedades mentales, la variación oscila entre 28% en Haití y 36% en Brasil, Chile y Paraguay. Las enfermedades transmisibles y los trastornos maternos, infantiles y nutricionales varían entre 5% de los APD en Estados Unidos y Chile y 20% de los APD en Venezuela y Haití (véase la figura 7). En la figura 7 se muestra que la discapacidad causada por los TMNS es notablemente similar (y alta) en toda la región. Los TMNS constituyen indiscutiblemente, y por un amplio margen, el mayor subgrupo de causas de discapacidad en todos los países, independientemente del nivel de ingresos o de la subregión. Parece haber un gradiente subregional en la discapacidad causada por los TMNS agrupados (véase la figura 8): las cinco primeras posiciones en lo que respecta a los APD las ocupan países sudamericanos, la mayoría de ellos con una discapacidad por encima del promedio por países (33%) y del total regional (34%). Según veremos en las secciones específicas de cada trastorno, existe una gran variación entre los países en cuanto a los trastornos mentales específicos que causan la mayor carga. Es importante que las instancias decisorias consideren el perfil de morbilidad específico que afecta a su país para priorizar convenientemente las afecciones, asignar las inversiones y planificar la prestación de servicios.

Distribución por países (%) de los años de vida ajustados en función de la discapacidad (AVAD)

Distribución por países (%) de los años de vida ajustados en función de la discapacidad (AVAD)

Años de vida perdidos por discapacidad (APD) por país (% del total de APD)

Años de vida perdidos por discapacidad (APD) por país (% del total de APD)

 

Mapa de árbol de la discapacidad por trastornos mentales, neurológicos y debidos al consumo de sustancias, y por suicido (APD por país como porcentaje de la discapacidad total) 

discapacidad por trastornos mentales, neurológicos

Discapacidad debida a trastornos específicos

Los trastornos mentales comunes comprenden generalmente los trastornos depresivos y de ansiedad. Sin embargo, es necesario señalar que algunos otros síndromes mentales y conductuales muy comunes no se consideran en los típicos cálculos y análisis de la carga de enfermedad, a pesar de su significativa prevalencia, discapacidad y mortalidad.

Lea también: Política Nacional de Salud Mental aprobada – resolución 4886 de 2018

Trastornos depresivo

A los efectos del presente análisis, los trastornos depresivos comprenden el trastorno depresivo y la distimia. El trastorno depresivo puede ser un trastorno sumamente discapacitante, tal como refleja su peso de discapacidad en el marco de la carga de enfermedad. Tomando como base encuestas de la población general, se considera que los episodios depresivos graves son el quinto estado de la salud humana más discapacitante, después de la esquizofrenia aguda, la lesión de la médula espinal en el nivel cervical no tratada, la esclerosis múltiple grave y la dependencia grave de la heroína. Incluso los trastornos depresivos leves y la distimia se consideran sumamente discapacitantes, en el mismo nivel, por ejemplo, de la anemia grave o el asma no controlada. La discapacidad causada por los trastornos depresivos, tanto en el nivel individual como en el nivel de la población, puede considerarse como un espectro continuo de estados de salud de moderada a gravemente discapacitantes. En el nivel regional, este análisis sitúa a la depresión como primera causa de discapacidad, con 7,8% de la discapacidad total y un intervalo entre 5,9% en Canadá y 9,4% en Paraguay. Se evidencia un patrón subregional de mayor discapacidad en América del Sur, tal como indica lo siguiente: 1) Paraguay, Brasil, Perú, Ecuador y Colombia son los cinco primeros países en la tabla clasificatoria de la discapacidad por depresión; y 2) una mayoría clara de países sudamericanos se encuentran en el nivel o por encima del nivel del país (7,7%) y del nivel global regional (7,8%) (véase la figura 9). Otro aspecto importante de la depresión es que afecta principalmente a los jóvenes: casi 10 millones de los 14,5 millones de APD por depresión en la Región de las Américas corresponden al grupo etario de 15 a 50 años.

Mapa de árbol de la discapacidad por depresión (APD por país como porcentaje de la discapacidad total)

discapacidad por depresión

Autoagresión y suicidio

Dada la bien comprobada relación entre las enfermedades mentales comunes (como la depresión y los trastornos de la personalidad) con el suicidio y la autoagresión, estas enfermedades se consideran en esta sección. El marco de la carga de enfermedad no incluye los trastornos de la personalidad, una causa bien comprobada de autoagresión no mortal, (23, 27) y los APD a causa de la autoagresión no están registrados en el marco de la carga de enfermedad. Por consiguiente, esta sección se centrará en los AVAD por suicidio, que en gran parte se deben a los años de vida perdidos debido a la muerte prematura. El suicidio es la quinta causa más importante de AVAD en la Región de las Américas, con una variación de casi 9 veces en lo que respecta al porcentaje de la carga total, de 0,4% en Antigua y Barbuda a 3,6% en Suriname. Existe un notable patrón subregional que afecta a Suriname (3,6%), Guyana (3,5%) y, en menor grado, a Trinidad y Tabago (2,1%), y en América del Sur a Uruguay (2,6%), Chile (2,5%) y Argentina (2%). Estados Unidos (2,2%) y Canadá (2,1%) también abarcan conglomerados subregionales afectados por el suicidio que están muy por encima del porcentaje promedio por países (1,5%) y del porcentaje global (1,6%). El costo del suicidio en la Región de las Américas es desalentador, y recae principalmente en las población más joven en edad de trabajar: 60% de los casi 100 000 suicidios correspondieron a personas de 15 a 50 años de edad; se perdieron 4 129 576 años de vida, de los cuales alrededor de 75% se perdieron en este mismo grupo etario.

Mapa de árbol de la carga de suicidio y autoagresión (AVAD por país como porcentaje de la discapacidad total)

Suicidio y autoagresión

Trastornos debidos al consumo de sustancias psicótropas y trastornos de la conducta alimentaria

Los trastornos originados por el consumo de sustancias (bebidas alcohólicas, drogas o alimentos) se consideran frecuentemente juntos debido a sus características clínicas similares, principalmente en relación con su naturaleza compulsiva y con la disfunción conductual directa que implican. Esto los hace diferentes del tabaquismo, que implica una discapacidad principalmente indirecta a través de sus consecuencias físicas. El presente análisis se centra en los trastornos debidos al consumo de alcohol, los trastornos debidos al consumo de sustancias y los trastornos de la conducta alimentaria. La gravedad de estos trastornos varía desde la afectación leve del trastorno debido al consumo de cannabinoides a la discapacidad casi total resultante de la dependencia grave de la heroína, pasando por la discapacidad moderada asociada a la anorexia y la bulimia.

Trastornos debidos al consumo de alcohol

La discapacidad resultante de los trastornos debidos al consumo de alcohol va de 0,5% en Paraguay a 1,9% en Guatemala y El Salvador. Presenta un patrón subregional, con Estados Unidos, Canadá y la mayoría de los países sudamericanos bastante por debajo del promedio por países de 1,2% (solo Chile lo supera, con 1,5%), y en el nivel o por debajo del total regional (0,9%). Entretanto, todos los países de Centroamérica y el Caribe están por encima del total regional, y la mayoría se encuentran por encima del promedio por países (véase la figura 16). Cabe señalar que el gráfico anterior representa los años vividos con discapacidad, pero que los trastornos debidos al consumo de alcohol también imponen una carga significativa en cuanto a los AVP, tanto directamente como a través del exceso de mortalidad por miocardiopatía, cáncer hepático y cirrosis.

Gasto destinado a la salud mental

La mediana del gasto en los servicios de salud mental está a nivel mundial en 2,8% del gasto total destinado a la salud, a pesar de que los trastornos mentales representan 12% del total de AVAD y 35% del total de APD. Los países de ingresos bajos gastan alrededor de 0,5% de su presupuesto de salud en los servicios de salud mental, y los países de ingresos altos, 5,1%.15 En la Región de las Américas, el gasto oscila entre el 0,2% en Bolivia y el 8,6% notificado por Suriname. Existe una significativa correlación lineal directa entre los ingresos nacionales y el gasto público destinado a la salud mental como proporción del presupuesto total destinado a la salud (véase la figura 21). La OMS recomienda que la asignación del gasto de salud esté en proporción a la carga de enfermedad, y que haya paridad entre los aspectos físicos y mentales de la atención de salud.

Descargue: Documento “La carga de los trastornos mentales en la Región de las Américas, 2018”.

Documentos adjuntos

Este artículo tiene documentos adjuntos que podrá descargar para ampliar su información:

Actualidad

OMS alerta por escasez de tratamientos para la epilepsia

Informe de la OMS evidencia que el déficit terapéutico de la epilepsia es alto, el 70% de personas no tienen acceso a medicamentos.

Publicado

el

Según informe presentado por la Organización Mundial de la salud “El déficit terapéutico de la epilepsia es alto, el 70% de las personas que la padecen podrían dejar de tener crisis si tuvieran acceso a medicamentos cuyo costo anual no supera los 5 dólares y se pueden administrar a través de los sistemas de atención primaria”.

El documento destaca que tres cuartas partes de las personas con epilepsia que viven en países de ingresos bajos no reciben el tratamiento que necesitan, lo que aumenta el riesgo de muerte prematura.

También puede leer: la epilepsia y el gran desafío que enfrenta américa latina

Muerte prematura en personas con epilepsia

Por consiguiente, el riesgo de muerte prematura en personas con epilepsia es hasta tres veces mayor que en la población general.

Aproximadamente la mitad de los adultos con esta enfermedad tienen al menos otro problema de salud. Los más frecuentes son la depresión y la ansiedad: el 23% de los adultos con epilepsia sufrirán depresión clínica durante su vida y el 20% tendrá ansiedad. Los trastornos psiquiátricos, como la depresión y la ansiedad, pueden empeorar las crisis y reducir la calidad de vida. El 30-40% de los niños con epilepsia tienen problemas de desarrollo y aprendizaje.

Causas

Por otra parte, el informe también recalca que hay intervenciones preventivas eficaces que se pueden integrar en respuestas de salud pública más generales en el ámbito de la salud materna y neonatal, el control de las enfermedades transmisibles, la prevención de las lesiones y la salud cardiovascular.

Sin embargo, entre las causas  más frecuentes de la epilepsia destacan las lesiones perinatales, los traumatismos craneoencefálicos, las infecciones cerebrales (como la meningitis o la encefalitis) y los accidentes cerebrovasculares. Se estima que el 25% de los casos son prevenibles.

Liga Internacional contra la Epilepsia

Por su parte, el Dr. Samuel Wiebe, Presidente de la Liga Internacional contra la Epilepsia, indicó “Sabemos cómo reducir el déficit terapéutico de la enfermedad. Ahora hay que acelerar las acciones para introducir las medidas necesarias para marcar la diferencia”, asimismo, destacó que “se debe garantizar el acceso ininterrumpido a los medicamentos anticomiciales es una de las principales prioridades, al igual que la capacitación de los profesionales de la salud no especializados que trabajan en los centros de atención primaria”.

Continuar leyendo

Actualidad

Adicción a los videojuegos, cómo detectarla y cuáles son sus síntomas

En 2018, alrededor de 1,82 millones de varones de 20 años o más eran adictos a internet, una cifra casi tres veces superior a la de 2013.

Publicado

el

El director del Centro de Medicina y Tratamiento de Adicciones de Curiana, puso en marcha el primer programa en Japón para tratar la adicción a internet. El especialista ha sido testigo del aumento constante del número de pacientes con adicción a los videojuegos.

También puede leer: OMS recomienda que los niños no usen pantallas hasta los dos años

Trastornos por uso de “videojuegos”

En una encuesta a escala nacional llevada a cabo recientemente sobre el problema más amplio de la ‘adicción a internet’, se observó que, en 2018, alrededor de 1,82 millones de varones de 20 años o más eran adictos a este, una cifra casi tres veces superior a la de 2013.

Del mimo modo, entre las mujeres, se detectó que la cifra de adictas a internet, es de 1,3 millones frente a los 0,5 millones en 2013.

Estudios sobre la adicción a los videojuegos

Según destaca el Dr. Higuchi coautor de un estudio reciente, concluye que la prevalencia de esta adicción a los videojuegos en las muestras estudiadas oscila entre el 0,7% y el 27,5%.

Por su parte, Vladimir Poznyak, experto de la Organización Mundial de la Salud (OMS) en consumo de sustancias y conductas adictivas, señala: “De acuerdo con esta revisión de la bibliografía, la zona geográfica influye poco en la prevalencia”.

De igual manera Poznyak cita también varios estudios que indican la prevalencia del trastorno la cual oscila entre el 1% y el 10% en Europa y Norteamérica.

Aumento de personas adictas a los videojuegos

Al igual que el Dr. Higuchi, la Dra. Acha nos habla del aumento constante en el número de personas que padecen trastornos relacionados con los videojuegos y de la proporción creciente entre ellas de varones jóvenes: “Cuarenta y tres (43) de nuestros 110 pacientes con adicción a internet son principalmente adictos a los juegos”.

Uno de los pacientes que más ha impactado a la Dra. Acha, es un joven de 22 años al que su madre llevó al programa. “Había abandonado la escuela dos años antes y se negaba a salir de su habitación, donde jugaba 18 horas al día. Debido al sedentarismo, se le habían formado coágulos sanguíneos en las piernas”, explica.

Juegos multijugador

Otro problema que señala el Dr. Higuchi son los juegos multijugador: “te permiten jugar y competir con otros jugadores. Esto puede ser emocionante para la mayoría de la gente, pero sobre todo para los chicos a quienes les cuesta socializar”.

El Dr. Higuchi también llama la atención sobre los juegos que animan a los jugadores a participar en torneos y competiciones para ganar dinero: “Muchos de mis pacientes consideran la posibilidad de ganarse la vida con el juego. Esta pretensión hace que aumente la dimensión de su trastorno”.

Tratamientos

Por otra parte, los tratamientos del trastorno por uso de videojuegos buscan conseguir que el paciente reconozca su adicción y reconecte con la realidad. El Dr. Higuchi combina la terapia cognitivo-conductual, el desarrollo de habilidades sociales y los programas centrados en la actividad física. Por su parte, la Dra. Achab utiliza la psicoterapia para que el paciente reconecte consigo mismo, con sus objetivos vitales y con su entorno social.

“de los 269 pacientes a los que estamos curando actualmente de su adicción a internet, 241 son adictos, sobre todo, a los videojuegos. Y, en su gran mayoría, 215 son hombres”.

Diagnostico

Así mismo, según la CIE-11, se puede diagnosticar el trastorno por uso de videojuegos cuando, durante un periodo de al menos 12 meses, se muestra un comportamiento caracterizado por la pérdida del control sobre el tiempo que se pasa jugando.

También puede leer. Ojo: la adicción a los videojuegos, ahora es una enfermedad pública

Oposiciones

Sin embargo, la decisión no es bien recibida por todo mundo. Las asociaciones del sector de los videojuegos y algunos investigadores y profesionales de la salud mental opinan que, esta conclusión es prematura, podría dar lugar a un sobrediagnóstico acerca de los videojuegos en línea y la estigmatización de los jugadores.

Por su parte, el Dr. Higuchi considera positivo todo aquello que ayude a clarificar el diagnóstico y a ampliar el reconocimiento del trastorno, y cree que “la clasificación en la CIE-11 contribuirá a ello”.

Continuar leyendo

Actualidad

Por primera vez, población mayor de 65 años supera a la menor de 5 años

El informe titulado ‘Perspectivas de la población mundial 2019’ contiene las expectativas de crecimiento de población en el mundo en este siglo, así como los países que más aportarán al incremento.

Publicado

el

Por primera vez, población mayor de 65 años supera a la menor de 5 años - Informe ONU

En 2018, por primera vez en la historia, las personas de 65 años o más a nivel mundial superaron en número a los niños menores de cinco años, evidencia un nuevo informe de las Naciones Unidas sobre la población mundial.

El informe titulado ‘Perspectivas de la población mundial 2019‘ contiene las expectativas de crecimiento de población en el mundo en este siglo, así como los países que más aportarán al incremento.

Un mundo que envejece

El estudio confirma que la población está envejeciendo debido a un aumento de la esperanza de vida y niveles más bajos de natalidad.

En 2018, por primera vez en la historia, las personas de 65 años o más a nivel mundial superaron en número a los niños menores de cinco años.

En ese sentido, se proyecta que el número de personas de 80 años o más se triplicará, de 143 millones en 2019 a 426 millones en 2050.

Asimismo, se prevé que la tasa global de fecundidad, que bajó de 3,2 nacimientos por mujer en 1990 a 2,5 en 2019, disminuya aún más, alcanzando 2,2 nacimientos por mujer en 2050.

En 2019, la fecundidad promedio permanece por encima de 2,1 nacimientos por mujer durante su curso de vida (el mínimo para garantizar el reemplazamiento de las generaciones y para evitar un descenso de población).

También le puede interesar: Salud global y la compra controlada de dispositivos médicos.

Para la África Subsahariana el promedio es de 4,6 nacimientos por mujer; en Oceanía, excluyendo Australia y Nueva Zelanda, es de 3,4.

En el caso de África septentrional y Asia occidental el promedio está en 2,9, y en Asia central y meridional, en el 2,4.

Para 2050, una de cada seis personas en el mundo, entorno a un 16% de la población, tendrá más de 65 años, en comparación con el 9% o una de cada 11 en 2019.

Se proyecta que la proporción de la población de 65 años y más se duplicará entre 2019 y 2050 en África septentrional, Asia, y América Latina y el Caribe.

Para 2050, una de cada cuatro personas viviendo en Europa y América del Norte podría tener 65 años y más.

Proyecciones de crecimiento

El informe sostiene que la población mundial aumentará en 2000 millones de personas para 2050, pero solo nueve países representarán más de la mitad de ese crecimiento.

India, Nigeria, Pakistán, República Democrática del Congo, Etiopía, Tanzania, Indonesia, Egipto y los Estados Unidos (en orden decreciente), serán los países con mayor incremento de población para la mitad del siglo.

Además, se proyecta que la India supere a China como el país más poblado del mundo alrededor de 2027.

Por su parte, la población de África Subsahariana se duplicará para 2050 con un crecimiento de 99%.

Otras regiones verán tasas de aumento variables: Oceanía excluyendo Australia y Nueva Zelanda crecerá un 56%; África del Norte y Asia Occidental, un 46%.

Australia y Nueva Zelanda, crecerán un 28%; Asia central y meridional, el 25%; América Latina y el Caribe, alrededor de un 18%.

Entre tanto, Asia oriental y sudoriental, crecerán solo un 3%; y Europa y América del Norte, apenas un 2%.

El informe asegura que la población alcanzará su punto máximo a finales del siglo, llegando a 11.000 millones de personas.

Crece la esperanza de vida

Globalmente, se espera que la esperanza de vida al nacer, que aumentó de 64,2 años en 1990 a 72,6 años en 2019, aumente aún más, alcanzando los 77,1 años en 2050.

Si bien se ha logrado un progreso considerable en la disminución de las diferencias de longevidad entre países, continúan existiendo brechas considerables.

En 2019, quienes nacen en los países más pobres viven 7,4 años menos que el promedio mundial, debido en gran parte a que los niveles de mortalidad en la niñez y materna permanecen altos, así como a la violencia, conflictos y el impacto persistente de la epidemia del VIH.

También le puede interesar: Informe revela principales causas de muerte en el mundo.

En 2019, cerca de la mitad de las personas viven en un país o zona donde la fertilidad es inferior a 2,1 niños nacidos vivos por mujer, en comparación con menos de una cuarta parte en 1990.

Los países más poblados con baja fertilidad son China, los Estados Unidos de América, Brasil, Bangladesh, la Federación Rusa, Japón y Vietnam.

En 2050, se espera que el 70% de la población mundial viva en países donde las mujeres dan a luz a menos de 2,1 hijos en promedio.

El impacto de la migración en la población

Desde 2010, 27 países o áreas han experimentado una reducción en el tamaño de sus poblaciones del 1%. o más. Esto ha sido causado por los bajos niveles de fertilidad y, en algunos lugares, por las altas tasas de emigración, dice el informe.

Para 2050, se prevé que las poblaciones disminuirán en un 1% o más en 55 países o áreas, de los cuales 26 pueden ver una reducción de al menos el diez por ciento.

En China, por ejemplo, se proyecta que la población disminuirá en 31,4 millones entre 2019 y 2050.

También se espera que 14 países recibirán a más de un millón de migrantes, mientras que 10 países verán su salida.

Algunos de los movimientos migratorios más grandes son impulsados por la demanda de trabajadores migrantes, como en Bangladesh, Nepal y Filipinas, o por la violencia, la inseguridad y el conflicto armado en el caso de Siria, Venezuela y Myanmar.

Bielorrusia, Estonia, Alemania, Hungría, Italia, Japón, Rusia, Serbia y Ucrania experimentarán una entrada neta de migrantes a lo largo de la década, ayudando a compensar las pérdidas de población causadas por un exceso de muertes infantiles.

Precisiones sobre América Latina

Se proyecta que la población de América Latina y el Caribe, que se triplicó en tamaño entre 1950 y 2019, alcance su punto máximo justo por debajo de 768 millones alrededor de 2058 y luego disminuya a unos 680 millones en 2100.

Además, para la región, la proporción de la población de 65 años o más podría aumentar del 9% en 2019 al 19% en 2050.

También, América Latina continúa teniendo la segunda tasa más alta de embarazos adolescentes después de África Subsahariana, con 63 niñas de cada 1000.

La tasa de natalidad de las jóvenes de entre 15 y 19 años actualmente contribuye con el 15 por ciento de la fecundidad total de toda la región.

Pros y contras

El secretario General adjunto para Asuntos Económicos y Sociales de la ONU, Liu Zhenmin, aseguró que estas proyecciones representarán grandes desafíos para algunos países, como buenas oportunidades para otros.

“Muchas de las poblaciones de más rápido crecimiento se encuentran en los países más pobres, donde el crecimiento de la población presenta desafíos adicionales en el esfuerzo para erradicar la pobreza, lograr una mayor igualdad, combatir el hambre y la desnutrición, y fortalecer la cobertura y la calidad de los sistemas de salud y educación para no dejar a nadie atrás”, aseguró.

Zhenmin agregó que en la mayor parte de África Subsahariana, y en partes de Asia y América Latina y el Caribe, el descenso reciente de la fecundidad ha provocado que la población en edad de trabajar, entre los 25 y 64 años, crezca más rápido que la de otras edades, lo que, gracias a una distribución favorable de la población por edades, crea oportunidades para acelerar el crecimiento económico.

El experto señaló que para beneficiarse de este “dividendo demográfico”, los gobiernos deben invertir en educación y salud, especialmente para los jóvenes, y crear las condiciones propicias para el crecimiento económico sostenido.

Asimismo, la relación de apoyo potencial, que compara el número de personas en edad de trabajar con los mayores de 65 años, está disminuyendo en todo el mundo.

También le puede interesar: Consumo de sustancias psicoactivas: tendencias y desafíos 2019.

El envejecimiento demográfico tiene consecuencias sobre el mercado laboral y el desempeño económico, así como sobre las presiones fiscales que muchos países enfrentarán en las próximas décadas buscando desarrollar y mantener sistemas públicos de atención médica, de pensiones y protección social para las personas mayores.

Acceda al informe y cifras

En la siguiente URL podrá acceder al informe ‘Perspectivas de la población mundial 2019’: https://population.un.org/wpp/

Continuar leyendo

Innovación

Productos destacados

Latinoamércia

Tendencias

Tu carrito de compras

Indicadores / Cifras