Nuevos lineamientos estandarizarán práctica clínica en Bogotá

Los lineamientos se presentaron en el transcurso de la mañana de este 25 de noviembre
Nuevos lineamientos estandarizarán práctica clínica en Bogotá
[favorite_button]
Comentar

El Instituto de Evaluación de Tecnologías en Salud (IETS) y la Secretaría de Salud de Bogotá dieron a conocer nuevos documentos técnicos basados en evidencia y así fortalecer las Rutas Integrales de Salud (RIAS) con prácticas clínicas estandarizadas en la capital del país. Vale la pena destacar que, el ejercicio estratégico también se realizó en el marco del modelo territorial que opera en la actualidad.

En total se presentarán durante la mañana de hoy 13 documentos técnicos: 10 lineamientos, un manual, un protocolo y una estrategia dirigidos a los equipos de salud. Las orientaciones tienen como base a los pilares de ‘Salud a mi barrio, salud a mi vereda’ que convergen en varias líneas operativas: atención y prestación de servicios, atención en casa, cuidado y entornos (acciones colectivas) y la implementación de políticas públicas en salud.

Durante un año, el IETS y la Secretaría de Salud de Bogotá han trabajado en los articulados, siendo la evidencia científica el elemento más importante, considerada como la mejor herramienta para los profesionales de la salud para su práctica clínica. “Hemos trabajado con las sociedades científicas para que sean una herramienta eficiente”, mencionó la Dra. Luz Dary Barragán, subdirectora del IETS. Con la estandarización de la práctica clínica en el Distrito, se busca que los pacientes reciban las intervenciones adecuadas en cualquiera de las instituciones.

Detalles sobre los primeros lineamientos presentados:

CONSULTORSALUD presenta información relevante sobre algunos de los lineamientos presentados en la actividad de socialización del IETS y la Secretaría de Salud.

1- Lineamiento antenatal del riesgo: la herramienta tiene como objetivo guiar al talento humano en salud en la toma de decisiones relacionadas con las consultas antenatales de riesgo para el feto, el futuro recién nacido y la madre. El énfasis adoptado es la adecuada identificación y la gestión consecuente según los riesgos detectados; como factores de riesgo se enlistan: falta de atención prenatal, desventaja socioeconómica materna, edad de la madre (menores de 18 años o mayores de 35 años), comorbilidades de la madre (anemia, desnutrición, obesidad, preeclampsia-eclampsia, entre otros), factores del embarazo que pueden afectar al feto.

En líneas generales, se trata de un documento técnico dirigido a los profesionales que mantienen un contacto estrecho con la persona gestante desde el tercer trimestre. Sin embargo, también se han establecido directrices específicas para pediatras, neonatólogos y la atención en escenarios específicos como sala de partos o unidades especializadas.

2- Lineamientos para la valoración inicial y abordaje terapéutico de niños y adolescentes con afectaciones en salud mental: el documento técnico destaca la amplitud de trastornos emocionales, incluyendo la ansiedad y la depresión, trastornos psicóticos, trastornos de la conducta y factores de riesgo; en este último grupo se reúnen: dificultades económicas de los familiares o cuidadores, presencia de trastornos mentales o consumo de sustancias psicoactivas, pertenecer a población vulnerable. Pero además, se consideran a los aspectos de crianza como factores influyentes en la salud mental de estos grupos poblacionales (sobreprotección o abandono, contexto familiar, contexto escolar, eventos vitales).

Dentro de estos lineamientos también se presentan estrategias de psicoeducación para padres, educadores y cuidadores. Por ello, a los profesionales en salud se sugiere dar información específica sobre la enfermedad diagnosticada (características según la edad del niño y adolescente), formación, etnia y la explicación al menor sobre su padecimiento en un lenguaje claro y acorde a su edad.

3- Lineamientos para la valoración integral en el curso de vida vejez: el documento técnico aclara que, la edad no es el único referente que determina la vejez de un ser humano, sino que también inciden otros factores como la funcionalidad que también deben ser revisados antes de establecer los factores de riesgo o las intervenciones necesarias, en los que se incluyen las condiciones socioeconómicas, las barreras de acceso a los servicios de salud, identificación de riesgo cardiovascular y hábitos de vida saludable, evaluación de comorbilidades y polifarmacia, así como la implementación de la evaluación de riesgo de posibles neoplasias, valoración de alteraciones de salud mental y otros.

4- Lineamiento para la atención integral del cáncer de mama: las orientaciones parten de las estadísticas del cáncer de mama: hoy en día es la segunda patología oncológica más diagnosticada y la segunda causa de mortalidad entre la población femenina. El documento técnico plantea una serie de estrategias para la detección temprana (entrenamiento del talento humano en salud, asesoramiento genético, implementación de capacitaciones a los profesionales sanitarios, evaluación de factores de riesgo, por mencionar algunos).

Como objetivos principales, el documento técnico se centra en actividades de prevención y promoción, tamizaje, elementos de alerta temprana de cáncer de mama y el inicio oportuno del tratamiento. Por tal razón, se trata de una herramienta dirigida a profesionales de la salud, IPS de nivel primario, consultores independientes. Cabe anotar que este lineamiento cuenta con un enfoque diferencial para población general, población en riesgo, población transgénero.

Espere en una próxima entrega información adicional sobre los lineamientos restantes elaborados por el IETS y la Secretaría de Salud de Bogotá.

Temas relacionados

Compartir Noticia

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Noticias destacadas

Suscríbete gratis a Consultorsalud y obtén estos y muchos más beneficios:

Escríbanos y uno de nuestros asesores le contactará pronto

Reciba atención inmediata mediante nuestros canales oficiales aquí: