Datos estadísticos sobre la Esclerosis múltiple en LATAM

Datos Estadísticos sobre la Esclerosis múltiple en LATAM
[favorite_button]
Comentar

La esclerosis múltiple (EM) es una enfermedad crónica del sistema nervioso central que afecta a más de 2,8 millones de personas en todo el mundo, según la Organización Mundial de la Salud (OMS). En este artículo, exploraremos los métodos diagnósticos de la esclerosis múltiple, las nuevas tecnologías para su tratamiento y analizaremos el acceso de los pacientes en América Latina a los tratamientos de última generación.

Diagnóstico de la Esclerosis Múltiple:

El diagnóstico de la esclerosis múltiple se basa en una combinación de hallazgos clínicos, imágenes cerebrales y pruebas de laboratorio. Algunos de los métodos de diagnóstico utilizados incluyen:

banner-pauta-1
  1. Historial clínico y examen neurológico: Los médicos recopilan información sobre los síntomas y la historia médica del paciente, y realizan un examen neurológico para evaluar la función cerebral y nerviosa.
  2. Resonancia Magnética (RM): La resonancia magnética es una herramienta fundamental para el diagnóstico de la esclerosis múltiple. Permite visualizar lesiones en el sistema nervioso central, como placas o áreas inflamatorias, que son características de la enfermedad. Las imágenes obtenidas mediante la RM ayudan a descartar otras enfermedades y apoyan el diagnóstico de la esclerosis múltiple.
  3. Potenciales Evocados: Los potenciales evocados son pruebas que evalúan la función de los nervios y la velocidad de conducción de los impulsos eléctricos. Estas pruebas pueden incluir los potenciales evocados visuales, auditivos y somatosensoriales. Los resultados anormales pueden indicar daño en el sistema nervioso central, lo que es consistente con la esclerosis múltiple.
  4. Punción lumbar: La punción lumbar, también conocida como punción espinal, se utiliza para obtener una muestra de líquido cefalorraquídeo (LCR) que rodea el cerebro y la médula espinal. El análisis del LCR puede revelar la presencia de células inflamatorias y proteínas características de la esclerosis múltiple.

Nuevas tecnologías para el tratamiento de la Esclerosis Múltiple

En los últimos años, se han desarrollado y avanzadas diversas opciones terapéuticas para el tratamiento de la esclerosis múltiple. Algunas de las nuevas tecnologías y enfoques incluyen:

  • Terapias Modificadoras de la Enfermedad (TME): Estas terapias son determinantes para reducir la frecuencia y gravedad de los brotes, así como retrasar la progresión de la enfermedad. Ejemplos de TME incluyen los interferones, acetato de glatiramer y teriflunomida. También se han desarrollado terapias orales como la fingolimod y la ozanimod.
  • Terapia con Anticuerpos Monoclonales: Los utilizados monoclonales son moléculas diseñadas para dirigirse a ciertos componentes del sistema inmunológico involucrados en la esclerosis múltiple. Ejemplos de estos medicamentos son el natalizumab, el alemtuzumab, el ocrelizumab y el ituximab. Estos medicamentos pueden reducir la actividad inflamatoria y la progresión de la enfermedad en algunos pacientes.
  • Terapias de Reposición de mielina: Algunos enfoques terapéuticos están dirigidos a la reposición de la mielina, la sustancia que recupera las fibras nerviosas y se daña en la esclerosis múltiple. Se están investigando diversas estrategias, como la terapia con células madre y la administración de factores de crecimiento que promueven la regeneración de la mielina.
  • Terapias Neuroprotectoras: Las terapias neuroprotectoras buscan proteger y preservar las células nerviosas afectadas en la esclerosis múltiple. Estas terapias se centran en reducir el estrés oxidativo, la inflamación y otros procesos patológicos que pueden dañar las células nerviosas. Aunque aún se encuentran en etapas de investigación, se espera que estas terapias proporcionen beneficios adicionales en el tratamiento de la enfermedad.

En la actualidad, se están realizando numerosos estudios y ensayos clínicos para evaluar la eficacia y seguridad de las terapias neuroprotectoras en la esclerosis múltiple. Algunas de las estrategias en desarrollo incluyen el uso de antioxidantes, agentes antiinflamatorios, moduladores del estrés oxidativo y promotores de la reparación y regeneración de las células nerviosas.

Estos enfoques tienen como objetivo no solo frenar la progresión de la enfermedad, sino también mejorar los síntomas y la calidad de vida de los pacientes con esclerosis múltiple. Sin embargo, es importante destacar que estas terapias aún no han sido aprobadas de forma generalizada y están sujetas a más investigación antes de su implementación clínica.

900w Portal Color

En el día mundial de la esclerosis múltiple, así está el panorama en algunos países de la región frente a esta patología. 

ARGENTINA

En Argentina, se han llevado a cabo diversos estudios epidemiológicos que demuestran un aumento en los últimos 10 años tanto en la prevalencia como en la incidencia de la esclerosis múltiple (EM). La prevalencia se estima que se ubica entre 23.8 – 48.3 casos por 100.000 habitantes. Si bien esta tasa sitúa al país con una prevalencia moderada, en comparación con otros países del mundo, como los del norte de Europa, América del Norte, Australia y Nueva Zelanda.

Se estima que actualmente existen entre 11.000 y 22.000 personas con EM en Argentina. Además, estudios realizados en el país han demostrado que 1 de cada 3 pacientes con EM no tiene empleo, el 45% sufre de ansiedad y el 50% de depresión.

La discapacidad que ocasiona la EM supone grandes gastos tanto para el paciente como para el sistema de salud. Estudios demuestran que a medida que aumenta el grado de discapacidad, mayores son los costos asociados. Estos oscilan entre USD 36.000 en pacientes con baja discapacidad, USD 40.700 en pacientes con moderada discapacidad (por ejemplo, aquellos que necesitan asistencia para caminar) y USD 50.700 en pacientes con discapacidad severa (como aquellos que requieren silla de ruedas o están postrados). Este incremento sustancial está vinculado fundamentalmente a costos indirectos o directos no médicos.

Un estudio publicado en 2020, basado en una encuesta a 1.469 personas con EM en 12 países de Latinoamérica, incluyendo Argentina, indica que entre el 20 y el 50% de los pacientes presentaron una demora de 2 años en el diagnóstico. La Resonancia Magnética (RM) se presenta como la herramienta más utilizada, mientras que el acceso a estudios basados en el análisis de líquido céfalo-raquídeo fue bajo y muy variable entre países.

CHILE

En Chile, la población afectada por la esclerosis múltiple se estima en alrededor de 3.000 personas, lo que equivale a una prevalencia estimada de 14 casos por cada 100.000 habitantes. Esta cifra contrasta con la tasa mundial de la enfermedad, que oscila entre 30 y 100 casos por cada 100.000 habitantes. A nivel global, se estima que más de dos millones de personas viven con esclerosis múltiple, de las cuales más de un millón tendría una forma progresiva de la enfermedad.

Desde el año 2010, la EM se encuentra incluida en las Garantías Explícitas de Salud (GES) del Sistema de Salud Chileno, lo que significa que tanto el sistema público (Fonasa) como el sistema privado (Isapres) están obligados a brindar cobertura para el diagnóstico y tratamiento de esta enfermedad. Para acceder a las prestaciones contempladas en la canasta de diagnóstico de EM, es necesario que el neurólogo sospeche que el paciente podría estar padeciendo esta enfermedad y realice una solicitud para ingresar al sistema como paciente GES. De esta forma, se garantiza el acceso a los servicios de salud necesarios para el diagnóstico y tratamiento de la enfermedad.

MÉXICO

En el 2022 en México, la Esclerosis Múltiple afectó predominantemente a mujeres en una proporción de 2-3:1 y con una edad pico de presentación a los 25 años. Se estima que la prevalencia de la enfermedad es de aproximadamente 15 a 17 casos por cada 100,000 habitantes, lo que representa una cifra baja en comparación con otras naciones.

El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) es la institución de salud que atiende de forma integral al 90% de los pacientes con EM. El IMSS asume la vanguardia en el uso del mayor número de fármacos AME para el tratamiento de la enfermedad, lo que representa un avance significativo en el cuidado de la salud de los pacientes con EM en México.

PERÚ

Para el 2020, 7 de cada 100 mil peruanos fueron diagnosticados con Esclerosis Múltiple, siendo las mujeres jóvenes las más propensas a padecerla. Los síntomas más comunes incluyen alteraciones visuales, debilidad muscular, problemas de coordinación y alteraciones de memoria debido a que el sistema inmunológico del individuo ataca por error las células productoras de mielina en el sistema nervioso central, lo que provoca una disminución o detención de los impulsos nerviosos.

El Ministerio de Salud de Perú ha desarrollado diversas acciones para mejorar la atención integral de salud de pacientes con enfermedades raras o huérfanas, incluyendo intervenciones en promoción de la salud, prevención de complicaciones, recuperación, rehabilitación y cuidados paliativos, así como la propuesta de estrategias para mejorar los estilos de vida.

Desafíos de la región

En las últimas décadas, se ha producido un avance significativo en el desarrollo de fármacos para el tratamiento de la EM, con la creación de más de 18 medicamentos que permiten un mejor control de la enfermedad y una mejor calidad de vida para los pacientes. Sin embargo, la disponibilidad de estos medicamentos a nivel global difiere notablemente entre los países de alto, medio, medio-bajo y bajos ingresos, la asequibilidad es la causa más común de la falta de acceso al tratamiento en el 46% de los países, lo que aumenta al 86% en 21 países de ingresos medio-bajos y bajos.

En América Latina, los costos involucrados en la adquisición del diagnóstico, la provisión de medicamentos y la atención a largo plazo de la EM son un desafío para una región donde los sistemas de salud en muchos países no están diseñados o preparados para adoptar la atención de esta patología como parte de sus responsabilidades presupuestarias o sociales. Esto ocasiona un acceso limitado a fármacos modificadores de la enfermedad.

El tratamiento temprano y con fármacos de adecuada eficacia permitiría, en el mediano y largo plazo, disminuir sustancialmente los costos de otros tratamientos médicos y no médicos. El tratamiento tardío o inadecuado de la esclerosis múltiple repercute tanto en la discapacidad residual del paciente como en el incremento de los costos para el sistema de salud (internaciones, rehabilitación, equipamientos), y en el costo social derivado de la pérdida de la productividad, retiros anticipados e impacto familiar.

Temas relacionados

Compartir Noticia

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Noticias destacadas
Más Noticias

Escríbanos y uno de nuestros asesores le contactará pronto

Reciba atención inmediata mediante nuestros canales oficiales aquí:

Preinscríbete y recibe información ampliada
XIX Congreso Nacional de Salud

* Todos los campos son requeridos

Tu carrito de compras está vacío.

Volver a la tienda

¡Gracias por su información!

El formulario ha sido enviado exitosamente, por favor verifique su bandeja de correo electrónico, enviaremos información ampliada sobre el XIX Congreso Nacional de Salud.

Pronto uno de nuestros asesores te contactará.